Ir al contenido principal

[Re-Post] Con parche en el ojo

Uno de los temas más recurrentes en la red desde que esta se creó, y con el permiso del sexo, es sin duda la piratería.

Internet es uno de los inventos más influyentes en la historia de la humanidad. Ofrece posibilidades ilimitadas de comunicación e intercambio. Y estas posibilidades son las responsables de una lucha encarnizada entre varios intereses, tanto de usuarios como comerciales.

Nadie está en posesión de la verdad absoluta, pero queda claro que obviando a la SGAE o internautas que sólo ven Internet como una gran barra libre, tenemos dos posturas diferenciadas. Las empresas que quieren ganar dinero y los consumidores que quieren ahorrárselo.

Lo cierto es que el problema no es tan sencillo como parece, y tal vez haya que cambiar los modelos de distribución de contenidos a los que estamos acostumbrados.

Llevo muchos años poniéndome malo al ver usuarios intentando crackear software de 20 euros para su PDA. El software, la música, las películas etc. No son bienes tangibles. No es como comprar una puerta; pero ¿Por qué la gente asocia a este hecho que no sea necesario pagar por ellos?

Un antiguo compañero de trabajo, argumentaba que si yo entro en una tienda de puertas y robo una, privo a su dueño del bien (la puerta); sin embargo en el caso del software, o los contenidos multimedia, al descargarlos tan sólo añado uno a la lista de los propietarios. Eso tal vez sirva en un bonito mundo de amor y amistad; pero en la vida real los autores, productores y desarrolladores deben ser remunerados por su trabajo.

Si un estudio se gasta X millones de euros en producir un juego, y todos los jugadores que lo disfrutan lo hacen sin pagar, ¿Cuándo recupera la inversión este estudio? ¿Cómo paga a sus trabajadores? ¿Acaso son ONGs? Algunos dirán “pero es que no puedo pagar eso precios” … coño, yo tampoco me puedo permitir un Audi, y por eso compraré un SEAT.

No estamos hablando de productos de primera necesidad señores, Si alguien no puede pagar un programa, pues que no lo use.

Ahora bien. Es cierto que hay cosas (sobre todo en cuanto a contenidos de audio y video) cuyos precios no están justificados, y el caso es que cierto animal de carga ha hecho posible que SI se pueda conseguir un contenido sin pagarlo. Además, los tiempos han cambiado mucho, y no es de recibo que existiendo los medios de distribución que existen hoy día, las empresas pretendan vendernos la moto de que no se pueden bajar los precios…

Tal vez, como decía un poco más arriba, haya llegado el momento de cambiar los modelos de distribución, y eso no implica anular la presunción de inocencia con un canon absurdo, eso implica que tal vez lo que ha sido bueno durante muchos años haya llegado a su fecha de caducidad. Tal vez sobran intermediarios.

Si tuviera las respuestas sería rico; pero sin duda se hace necesario un cambio de mentalidad. No sólo en las empresas, sino también en los usuarios.

Este artículo fue escrito por mi el 01/09/2006. Se publicó como editorial en TodoPocketPC. Yo tenía 25 años.

Comentarios

Entradas populares de este blog

La magia del SSD o cómo la mística vende consolas

2020 es año de nuevas consolas. Si la pandemia global no lo impide, antes de Navidad deberíamos asistir al lanzamiento de Xbox Series X y PlayStation 5 . Nintendo como siempre sigue su propio camino, y no seré yo quien discuta la estrategia de la compañía nipona. La historia nos ha enseñado que su camino suele ser acertado. Pero estábamos hablando de los lanzamientos del año, y como siempre sucede, los medios especializados y los canales de discusión habituales se llenan de encendidos debates acerca de las bondades de tal o cual plataforma. Nada nuevo bajo el sol. Han cambiado tal vez los canales en sí. Ahora hay mucho más Twitter y mucho menos foro de lo que a mi particularmente me gustaría; pero como escuché una vez, con estos bueyes hay que arar.  También han cambiado los indicadores. Desde hace un tiempo utilizamos los FLOPS -FLoating point Operations Per Second en inglés u operaciones en coma flotante por segundo en castellano- un término que me hace bastante gracia y qu

Y fuimos a Ravenholm

Es difícil hablar de Half-Life 2 sin repetirse una y otra vez. Resulta complicado comentar las obras maestras. Sin embargo, tras el reciente lanzamiento de Half-Life Alyx y el impacto casi meteórico que ha producido en el sector VR, creo que es bueno echar la vista atrás. Echar la vista atrás para mí es en este caso remontarse a 2004. Alguno se sorprenderá. Está claro que Half-Life fue el precursor en 1998, sentó esa base narrativa sin narrarnos nada, acostumbró al jugador a fijarse en todos los detalles, y marcó un camino a seguir en términos de ritmo. Fue Half-Life 2 sin embargo, unos 6 años después, el título que para mí lo cambió todo. Era una época que recuerdo con mucho cariño. Yo estaba acabando la universidad. En lo que respecta al sector videojuegos, estábamos empezando a descubrir la escena competitiva que ahora se conoce como eSports. John Carmack aún partía la pana en  ID Software y prometía deslumbrarnos con  DOOM 3 . Un estudio llamado  Crytek , descon

Rabia contra la agonía de la luz

Me gustaría poder decir otra cosa; pero lo cierto es que no fue hasta Bloodborne , bien entrado el año 2015, que me metí de lleno en la obra de Hidetaka Miyazaki . Recuerdo el boca a boca de Demon's Souls , recuerdo lo que me costó hacerme con mi copia para PS3 , y también recuerdo como lo dejé de lado tras muy poco tiempo, frustrado y convencido de que se trataba de un juego mecánicamente roto y totalmente injusto para el jugador. Una suerte de obra de nicho para masoquistas; pero no algo que yo pudiera apreciar y mucho menos disfrutar. Con estas premisas no fue raro que pasara olímpicamente de Dark Souls . Simplemente el juego no entraba en mis planes. En aquella época Skyrim y, sobre todo, Battlefield 3  centraban mi atención. Como digo, hubo que esperar a 2015, con cambio generacional incluido, para que volviera a interesarme por el trabajo de From Software . Fue tangencialmente. No seguí el desarrollo de Project Beast. Tampoco estuve pegado a youtube viendo presentaciones de c